Sombras

En las sombras de la frugal primavera, en las sombras que abundan tras un sol justiciero de justicia

tras la oscuridad de lo que fue, de lo que jamás será, siento hundirse mi alma entera

mas Tú la reflotas cual navío de cien cañones por banda, que no cañones

corazones

mi barco está ensortijado de corazones, de amores amados y por amar

pero hoy sé que sólo debo rendir cuentas ante el cañón de mi soledad

esa amargura que me rodea y me llena de ansiedad y a gritos de desesperada verdad

me dice que no estoy sola, que no soy sola, que estás Tú

entonces una sonrisa alumbra todas mis sombras

cual luz o farola que ilumina mi apagada sonrisa

te siento y ya nada es sombra , sino sentir de vida de brisa

ya no temo, temo no amarte, no besarte como lo haces, con esa delicadeza

de besos robados a la muerte inútil, al pecado corrupto a la vida de destreza

siento que me sientes y me arrebata el sentimiento de rabia

pues sólo podría ser contigo, lo demás es algarabía

ese ruido de vida que emponzoña y empaña la vida misma

porque quiero amar como tú me amas , amar a los demás como cima

esa a la que debo escalar con tu espíritu con tu rima

sé mi rima, no ya mi inspiración, eso es pedir demasiado

pero sé ese eureka que rima todo con todo o con mi versar hastiado

hastiado de no ser más que una poeta hueca

pero sé , sé conmigo, eso es lo que me importa, lo que en verdad me llega

ser contigo una, y no ya comernos el mundo

sino intentar contagiar esta alegría que es tenerte aquí, en mí

con tu espíritu alumbrando todo mi ser y mi aquí o allí

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s